viernes, 25 de mayo de 2012

Demasiado


Desnudo ante mi.
Ese
es el mejor regalo.
Y el esfuerzo
de aceptarlo.
Quizás,
demasiado.

2 comentarios:

Lucas dijo...

no puede ser para tanto... no puede...

13 dijo...

k siiiii